Nos seguimos idiotizando … (II)

Hace ya algo mas de 1 mes me encontré una curiosa aportación en la web del amigo Dagarin (La DagaWeb) en la que un anónimo colaborador aportaba su particular punto de vista sobre el curioso fenómeno de las redes sociales y mas concretamente sobre el fenómeno Whatsapp y su influencia en las relaciones sociales 1.0, en la vida real, vamos.

Recordé la de veces que había querido escribir yo sobre este tema y como este colaborador habia dado en el clavo en casi todo lo que yo hubiese dicho al respecto. Se me vinieron a la mente cantidad de imágenes curiosas de las que he sido mudo testigo en bares, restaurantes y reuniones en general, imágenes que nos demuestran día a día que es cierto, que la profecía que nos dejó el amigo Albert Einstein al fin se estaba haciendo realidad :

A raíz de esta revolución en mensajería instantánea que ha supuesto el Whatsapp han surgido innumerables situaciones curiosas, anecdotas, dudas y hasta alguna que otra crisis matrimonial a causa del dichoso programita, como bien nos describen los componentes de este curioso trío : Con 3 Huevos …

Los hay que también se lo han currado de lo lindo e incluso se atreven a mencionar a la ya fuerte competencia de Whatsapp (Line). Fijaos en la currada que se han pegado estos señores y en lo pegadiza de la canción …

Pero lo mas curioso de todo es que si lo comparáis con el vídeo original de este grupo (Jarcha) y esta misma canción (Libertad sin ira) han clavado desde la cara del cantante hasta incluso sus ropas y coreografía (si es que podemos llamar a eso coreografía). Mismos planos, mismos movimientos de cámara y similar iluminación para este vídeo que no tiene ni un solo segundo de desperdicio …

Especial atención a la camisa del cantante …. Mas parecida casi imposible …

Bueno, ahí lo dejo, dadle un par de vueltas y a ver si podemos volver un poco a la vida 1.0, la vida real, en la que la mejor forma de hablar con alguien era usar el móvil única y exclusivamente para ver que en bar quedar a tomar uno o dos cafés …

Mucho ojo, no quiero decir que este en desacuerdo con este tipo de sistemas de mensajería, ni mucho menos, se que han aportado y seguirán aportando una cantidad enorme de ventajas a nuestro día a día, pero si quiero seguir pudiendo compartir unas cervezas con un amigo mientras discutimos de lo divino y de lo humano sentados en la terraza de un bar …. casi mejor que encerrado en casa con el dichoso Whatsapp, ¿No os parece?.

Author: lorenzo@zotano.com

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *